Entrada destacada

Tensión en la red, el libro libre

de Esteban Magnani

de Esteban Magnani

Tensión en la red“, el nuevo libro de Esteban Magnani, ubica al lector en el complejo y vasto escenario de la tecnología actual, donde la vorágine de cambios suele empobrecer el espíritu crítico. Este tipo de asimilación, por momentos ingenua, conlleva una serie de consecuencias sociales, económicas, políticas y también en la cotidianeidad de las personas. “Tensión…” toca estos temas de una manera entretenida, abrevando en lo mejor de la divulgación científica sin caer en el academicismo ni en el vano intento de agotar la temática. Sigue leyendo

Militar el software libre con paciencia y alegría

(Ver nota en Revista Pillku)

El capitalismo se construye con pequeñas trampas, buena parte de las cuáles ni siquiera notamos. Solo cuando me explicaron que en muchos shopping center ponen las escaleras mecánicas ascendentes lejos de las descendentes para forzarnos a recorrer sus pasillos y quedar atrapados en la tentación del consumo, pude hacer consciente algo que a mi cuerpo le molestaba desde hacía tiempo. Sigue leyendo

Monopolios artificiales

(Ver nota en Suplemento Cash de Página/12)

DEBATE POR LAS PATENTES. LA LECCION DE LAS IMPRESORAS 3D

Cada vez más voces se levantan contra el actual sistema de patentes que, lejos de fomentar la innovación, facilita posiciones monopólicas con una rentabilidad extraordinaria.

 Por Esteban Magnani

En materia de protección de la creación intelectual, los primeros antecedentes formales datan del estatuto de la reina Ana, de principios del siglo XVIII, que establecían un período de derecho de catorce años para el autor, renovables si este se encontraba vivo al finalizar el período. Desde aquellos tiempos, los períodos de protección se han extendido sistemáticamente y en la actualidad llegan a impedir la copia total o parcial de la obra sin permiso hasta setenta años después de la muerte del autor, tras lo cual la obra pasa a ser de dominio público. El período máximo aceptado para patentes de inventos es de veinte años, un número que parece menor en comparación, pero bastante largo si se considera el actual vértigo tecnológico. A juzgar por las extensiones sistemáticas de los períodos de protección, lo que se estimula no es la innovación sino el mantenimiento de lo que comúnmente se llama “monopolios artificiales”, es decir la prohibición por medios legales de copiar algo que podría ser reproducido sin quitárselo al creador.

Sigue leyendo