Archivo de la etiqueta: Caras y Caretas

La mirada de los otros

Nota publicada en Caras y Caretas de abril (Ver en pdf)
La privacidad no es lo que era. Los cambios sociales, las redes, el negocio Ver nota completay una idea de seguridad que nos considera peligrosos a todos, tienden a hacer visible lo que hasta hace no tanto era parte de la intimidad.

En un programa de televisión de 1968 Andy Warhol lanzó su frase más duradera: “En el futuro, todos serán mundialmente famosos por quince minutos”. Warhol había captado y resumido algo que estaba en el ambiente y otros habían tratado más extensamente como, por ejemplo, Guy Debord en su libro ”La sociedad del espectáculo” de 1967. La síntesis de Warhol, si bien solo puede ser válida como metáfora (con la población mundial actual a cada habitante le tocarían quince minutos cada 200.000 años), resultó profética de la era digital por venir. Si antes era necesario acceder a un medio masivo para cumplir con el mandato Warholiano, en la actualidad internet ha multiplicado los puntos de emisión, aunque no todos tengan, obviamente, el mismo alcance. Cada vez más personas disputan sus quince minutos de fama a cualquier costo, buscando en su interior aquello que los hace únicos para sacarlo a la luz. Pero no es fácil: por definición, la mayoría de nosotros somos personas promedio y a veces confundimos la originalidad con, simplemente, mostrar un poco más que el promedio, como las modelos que equivocan la exhibición de más piel con la sensualidad. Los prosumidores de internet (productores y consumidores en una sola palabra) procesan y generan ingentes cantidades de información diaria con algunos efímeros picos de rating. Pocos logran despegar, como le ocurrió a Justin Bieber desde los videos caseros que le hacía su mamá a la fama mundial. Sigue leyendo

Al precipicio en bicicleta

En bicicleta al precipicio” o los límites ecológicos del capitalismo. Nota publicada en Caras y Caretas de abril. Con entrevista a Walter Pengue y columna de opinión de Pablo Bianchi.
“El crecimiento económico es visto como el gran objetivo de individuos, países y regiones. Casi nadie lo cuestiona. Pero los recursos del planeta ya no alcanzan para todos, por lo que aumentar la producción es acelerar el proceso de destrucción global. La necesidad de desarrollar alternativas que incluyan un equilibrio satisfactorio”.Ver el PDF